Viajar en moto es un placer para muchos. Por ello, es fundamental revisar tu vehículo de dos ruedas si estás a punto de emprender un viaje. ¡O incluso para el uso diario! Lo más importante es circular con máxima seguridad para llegar a nuestro destino sin imprevistos y así no tener que cambiar nuestros planes por fallos mecánicos que se podrían haber evitado con una revisión rutinaria. 

Es esencial ocuparnos del mantenimiento de la moto, así como tener en cuenta algunos ajustes y revisiones que, durante cierto tiempo, debe realizar un profesional para garantizar que todo funcione a punto. A continuación, te contamos cuáles son los puntos que debes revisar en tu moto para asegurar un viaje seguro y sin contratiempos. 

Puntos clave para mantener tu moto en buen estado

Los puntos clave para mantener tu moto en buen estado antes de ponerte en marcha en la carretera tiene en cuenta desde los neumáticos, la cadena y las luces, hasta el nivel de aceite, la batería, los filtros y la documentación legal. 

¡Toma nota de lo que debes hacer para mantener tu moto a punto!

Los neumáticos son un aspecto clave para el buen funcionamiento de una moto. Deben estar en condiciones óptimas para asegurar un buen agarre en carretera y con suficiente dibujo, sobre todo si vas a realizar viajes largos. Lo ideal es que no tengan grietas ni deformidades y que la presión de aire sea la correcta. De lo contrario, afectará la conducción de la moto y aumentará el consumo de gasolina.

Cuando transitas de noche por la carretera es muy importante ver a los demás vehículos y ser visto. Por ello, las luces de las motos deben estar en la posición correcta y lograr el correcto funcionamiento de las luces de cruce, las largas, las intermitentes, las de posición trasera y las de freno. En definitiva, ¡todas deben estar en perfectas condiciones!

En la revisión de los frenos de la moto hay que prestar atención al desgaste de las pastillas, tanto las delanteras como las que están ubicadas en la parte trasera. De esta forma, se podrá determinar si necesitan un cambio o si todavía pueden seguir circulando las actuales.

Por otro lado, está el tacto de los frenos. Solo en una revisión se puede determinar si tienen buena presión o no. En este sentido, todo debe estar en su sitio y nada se debe mover al vacío. 

Los líquidos de la moto, como el aceite y el refrigerante, también necesitan revisión, y más aún, si se piensa hacer un viaje largo por carretera. Revisa el nivel de aceite de tu moto y asegúrate de que no haya fugas o manchas de aceite. 

También hay que comprobar el nivel del líquido refrigerante para garantizar que esté en la cantidad adecuada. 

La cadena y el kit de transmisión son uno de los elementos que necesita más mantenimiento de toda tu moto. Deberás asegurarte de que la cadena tiene buena presión y está bien lubricada. Además, tendrás que echarle un vistazo al funcionamiento del piñón y la corona.

¿Necesitas una revisión de tu moto?

En el Taller Castalia Neumáticos somos especialistas en asistencia en 2 horas, ofrecemos mecánica integral a todo tipo de vehículos, además de poner a punto tu moto para que viajes seguro por todo el país. 

¿Quieres revisar tu moto y disfrutar de la carretera de forma segura? ¡Ponte en nuestras manos!